Deja un comentario

[Venezuela] Comunicado | Reflexiones anarquistas sobre la situación en dicho territorio.

Reflexiones sobre la situación en Venezuela: carta abierta a los compañeros del FEL y El Libertario.

Hace dos semanas, ‘Nosotros los Pobres’, tuvimos la buena fortuna de poder presentar un taller que contaba con dos integrantes del Frente de Estudiantes Libertarios de Chile, con quienes tuvimos un intercambio sumamente productivo de ideas. Pocos días después, llegué a ver una declaración publicada por el FEL en la cual afirmaban su apoyo al “pueblo venezolano “ en su lucha contra el golpismo. Como miembro de Nosotros los Pobres, quería compartir algunas reflecciones sobre lo que pasa en Venezuela, tanto ahora como a través de los últimos 15 años; espero que sean de interes para mis compañeros especifistas como también para las personas que generalmente se han preocupado por el caso venezolano.

protestasenvenezuela_1.jpg

La primera observación, que la doy en respuesta a las afirmaciones de mis compas chilenos, es que, en Venezuela no va a haber un golpe de estado. Mi hijo, ¿y con que ejército? El ejército venezolano, que siempre ha sido una de las principales bases del poder chavista, se ha purgado e ideologizado a tal punto que no se parece a ningún otro ejército latinoamericano. Es posible que una facción de los mismos chavistas haga un intento contra la facción de Maduro, pero no lo harían en conjunto ni con López, ni con Machado ni con el MUD.

Segundo, la “revolución bolivariana” no es igual al socialismo, ni siquiera el socialismo estatal de la China de Mao o la Rusia de Stalin. Entre los rasgos más destacados del estado bolivariano en la práctica, a pesar de toda retórica, se encuentran la propiedad privada y la participación entusiasta en el capitalismo global, hasta el punto de la dependencia. No es que el chavismo no haya mejorado la vida de la clase trabajadora en Venezuela—sí, lo ha hecho, según los datos sobre pobreza, empleos, etc. Hasta se han solidarizado, Chavez y su partido, con la causa de la verdadera autonomía—al dar, por ejemplo, el apoyo material al autogestionado Hotel Bauen en Buenos Aires. Pero al fin y al cabo, el chavismo en la práctica es una especie de capitalismo populista, solo que lo populista se ha actualizado para incluir el apoyo a movimientos como el autónomo. Digamos que tiene un parecer al peronismo—el cual, no se nos olvide, también mejoró de forma significante la vida de la clase obrera argentina de su época. Igual que el peronismo, el chavismo ha facilitado la creación de una nueva elite (la llamada “boliburguesía”), y ha instituído las relaciones de represión y clientelismo dentro del movimiento obrero y de los otros movimientos sociales. De especial preocupación es la represión en contra de los pueblos indígenas cuya idea del desarrollo no coincide con la del gobierno.

Dicho todo esto, las protestas que se llevan a cabo en Venezuela en estos momentos pertenecen a la derecha radical y los sectores populares que han podido llevarse con ellos—sin prescindir del apoyo imperialista, ya que el gobierno norteamericano les ha dado una notable inyección de fondos a las organizaciones estudiantiles venezolanas. No tengo fuente, pero me parece más que probable que la escasez de necesidades básicas se deba a las manipulaciones de los capitalistas opositores del régimen—de ese tipo de maniobra los compañeros chilenos conocerían demasiado bien los precedentes historicos. Pero lo que es más importante es que la clase trabajadora no está en la calle con los manifestantes. Esto se trata de una movilización de la clase media; los proponentes de la autogestión obrera no tenemos nada que hacer ahí.

Por otra parte, decir, con los compañeros del FEL, que apoyamos al “gobierno legítimo” de Nicolás Maduro, es una abdicación de nuestra responsabilidad de iluminar las funciones actuales del estado y el capital. Es triste, compas, pero ¿en verdad no podemos predecir con casi perfecta certitud el destino del estado bolivariano? Hemos visto lo suficiente en América Latina de los movimientos populistas de retórica anti-imperialista como para ya saber hacia donde van, trátese de la Argentina después de Perón, del México del PRI, del Perú pos-Velasco; o si quieren un ejemplo más actualizado se puede señalar al Brasil de Dilma Rousseff. El mismo Leonel Fernández y sus cómplices vienen de la misma mata, solo que Juan Bosch no tuvo tiempo suficiente en el poder como para dejar el tipo de huellas en la conciencia de la clase trabajadora dominicana como las que dejó Perón en la conciencia de la Argentina. A pesar de las diferencias ideológicas, y de condiciones históricas, todos esos movimientos dejaron un legado común a sus sociedades respectivas—el legado de la oligarquía.

Pongamos que si, que al difunto Hugo Chávez le preocupaba mucho la cuestión de justicia social, y la de la desigualdad (y que se sepa que yo no estoy necesariamente convencido de eso). Ahora que se ha muerto, su movimiento se va a ir alejando de esos ideales. Los “pragmáticos” (léanse, ambiciosos, oportunistas) irán subiendo a la cima. ¿Por qué? Porque el cambio no lo hacen los individuos con sus buenas intenciones, el cambio es producto de la lucha de clases—y nadie que tenga el uso de la razón puede sostener que la clase trabajadora es la que tiene el poder en Venezuela. Chávez siguió el viejo camino del cambio populista desde arriba, y es por eso que, al morir, dejo a una clase militar, intelectual y burguesa controlando a la sociedad venezolana.

No es decir que el pueblo venezolano no intentara defender los logros materiales de los últimos 15 años. Es a través de ese proceso que podemos comenzar a identificar los elementos a los cuales lo podemos apoyar plenamente, para así, lejos de afirmar nuestro apoyo abstracto al “pueblo venezolano” (identificado con el movimiento de Chávez), podremos trabajar materialmente para efectuar cambios para ese pueblo. En lo que los chavistas se trasladan hacia la derecha, vendrán oportunidades, y veremos corrientes como las que se han visto en Bolivia, donde el mismo movimiento que le dió vida a Evo Morales se ha resistido repetidas veces a que el lo coopte (gasolinazo 2011, como ejemplo). Son esas las corrientes que tenemos que identificar, y con las cuales nos debemos aliar. No es que podemos esperar encontrar un movimiento de masas que comparta toda nuestra visión. Sin embargo, sí se puede esperar, en una situación como la de Venezuela, esperar encontrar sectores importantes de los movimientos populares que están comprometidos a cierto grado a la democracia decentralizada y la economía autogestionada.

Es muy diferente eso al salir a la calle junto a la derecha, como lo han sugerido algunos ‘libertarios’ venezolanos [como el periódico El Libertario] y diferente, también, al defender al gobierno venezolano de un golpe de estado fantasma. Hoy es la derecha la que esta en la calle. Pero las protestas comenzaron por un incidente de acoso sexual en la universidad en Tachira. Seguro que no queremos estar en la posición de tener que aceptar el acoso sexual porque de lo contrario le estamos haciendo el juego a la derecha y dándole “apoyo material al imperialismo”. Compas, el estar complícito en otro movimiento populista que al fin del cabo llevará a la clase trabajadora al cinismo y la desilusión, no seria otra forma de brindarle apoyo material al imperialismo? Si se tratara de un golpe en verdad, talvez se tendría que apoyar a Maduro para evitar algo peor. Si embargo en estos momentos nos parece más adecuado quedarnos a un lado, esperar y observar, para ver si comienza a desarrollarse una corriente autónoma genuina, a la cual la podemos apoyar para defender a Venezuela tanto de la oligarquía como del imperialismo. Si seguimos en la sombra de un movimiento anti-imperialista que nos odia, detrás de un movimiento autoritario que no comparte nuestros valores, si no logramos ofrecerle una alternativa a los caminos que ya nos han fallado a la clase trabajadora, que no nos extrañe cuando lo que conseguimos se parece igualito a lo que siempre hemos conseguido.

Sacado de: http://www.anarkismo.net/
Anuncios

Comentar esto...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: